La escuela Montserrat de Cornellà inaugura el laboratorio 'Joan Guinovart' en el marco del proyecto Escuelas Tándem

Escuelas Tàndem
Escuelas Tàndem
  • <p>Tàndem Schools</p>
  • <p>Tàndem Schools</p>
  • <p>Student's works from the Montserrat School</p>
  • <p>Tàndem Schools</p>

El nuevo laboratorio de la escuela ha sido impulsado desde el proyecto Escuelas Tándem, gracias a la colaboración del IRB Barcelona y la Fundación Catalunya La Pedrera.

La escuela Montserrat y el IRB Barcelona han culminado el proyecto Escuelas Tándem que ha tenido la ciencia como eje vertebrador para favorecer la innovación pedagógica, el éxito educativo, el prestigio y la cohesión social del centro público.

El proyecto, que ha sido coordinado y financiado por la Fundación Catalunya La Pedrera, es uno de los primeros Tándems entre una escuela de Primaria y un centro científico.

Hoy han culminado los tres años de un proceso de innovación pedagógica basado en la ciencia que la escuela pública Montserrat, del barrio de Sant Ildefons en Cornellà de Llobregat, ha hecho de la mano del Instituto de Investigación Biomédica (IRB Barcelona), gracias al proyecto Escuelas Tándem, impulsado y coordinado por la Fundación Catalunya la Pedrera. Este ha sido uno de los primeros Tándems, de los trece impulsados ​​por la Fundación hasta la fecha, entre un centro de investigación y una escuela de Primaria.

La escuela Montserrat lo ha querido celebrar con una gran fiesta que ha reunido a las familias, el alumnado, los profesores y las entidades colaboradoras, con presencia también de autoridades municipales de Cornellà. El momento más simbólico de la jornada, con talleres de experimentación y el espectáculo teatral "Clowntífics", ha sido la inauguración del renovado laboratorio de la escuela, que han denominado "Laboratorio Joan Guinovart", en honor del científico del IRB Barcelona por su implicación.

La actualización del laboratorio ha consistido en reformas estructurales, renovación de material, la compra de siete microscopios ópticos nuevos, material para experimentar, gran muestra de tejidos biológicos preparados en laboratorios del IRB Barcelona ​​y más de 150 fichas de experimentos que quedarán en la escuela.

Adquirir pensamiento crítico y creativo

"Incorporar las bases del método científico, más allá de las ciencias, es un modo de adquirir un pensamiento crítico y creativo", ha destacado Joan J. Guinovart, ex director del IRB Barcelona e investigador principal, ​​defensor de invertir en las fases iniciales de la educación para incidir en el futuro de las próximas generaciones. "Estamos muy agradecidos e impresionados por el compromiso de la escuela y de la Fundación por haber hecho realidad un proyecto como este", añadió.

Tres años con implicaciones a largo plazo

El proyecto Tándem tiene una duración de tres cursos académicos pero se ha implementado de forma que tenga implicaciones a largo plazo. Por ello, se ha hecho especial incidencia en la formación del profesorado en nuevas metodologías e innovación educativa con más de 30 horas de formación extraordinaria por año; la implementación de nuevas metodologías en clase a través de Proyectos de Aula, con más de 14 propuestas (por ejemplo, "La noche y el día", "Mi cuerpo", "La nutrición", "Los inventos", "La sangre "...) para Educación Infantil y los diferentes ciclos de Primaria (de 3 a 12 años), y con más de un centenar de talleres de manipulación. También se ha asesorado al profesorado en materia científica. El objetivo de todo es empoderar a los niños y jóvenes en el proceso de aprendizaje.

Para Anna I. Aso, directora de la escuela: "El Tándem ha hecho de la ciencia un eje vertebrador que ha permitido al alumnado desarrollar la capacidad de observación, manipulación y experimentación. Y además, ha sido una oportunidad para implementar modificaciones a nivel de programación, currículum y evaluación, para que el alumnado alcance un aprendizaje más competencial".

La ciencia como herramienta transformadora

"Hoy queremos felicitar, celebrar y agradecer a los maestros de la escuela que han aceptado este reto de introducir la ciencia como una herramienta transformadora de la educación", ha expresado Lluís Farrés, director de Conocimiento e Investigación de la Fundación Catalunya La Pedrera.

El IRB Barcelona ha involucrado a muchos de sus científicos en esta proyecto. Más de veinte investigadores han participado en las actividades programadas, desde entrevistas a científicos, talleres con los alumnos durante la Semana Cultural y la Semana de la Ciencia, formaciones al profesorado y visitas tanto del alumnado como de los profesores al centro de investigación, entre otras muchas actividades.